Bedmar se prepara para el inicio de la campaña del espárrago blanco

Más de 200 personas trabajarán en la recolección y transformación de este producto que supone “un respiro para el empleo local, especialmente para los trabajadores agrarios del pueblo en unas fechas en las que ya ha terminado la recolección de aceituna y estos meses pueden tener un suplemento de renta entre el trabajo en la recogida agrícola y en la industria en la fábrica conservera de Congana”, según destaca el alcalde bedmareño Pablo Ruiz Amezcua.

La localidad de Bedmar se prepara estos días para el inminente inicio de la campaña de recolección del espárrago blanco, que según la Cooperativa COBED y la conservera Congana generará durante unos 90 días más de 200 directos entre las tareas de recogida del producto en el campo y los trabajos de preparación del espárrago en fresco para la exportación y la conserva del mismo.

Concretamente, la campaña que se iniciará a primeros de marzo se prolonga hasta finales de mayo o primeros de junio, y serán más de un centenar de empleos los que se precisen para la recogida del producto en el campo y en torno a 70 empleos directos en la preparación del producto en fresco que se exporta a países como Alemania, Francia y Holanda y en la propia conservación del espárrago.

Según los agricultores, se espera una producción que rondará los 300.000 kilogramos del denominado ‘oro blanco’ en las plantaciones que se concentran en los términos de Jódar, Úbeda, Campillo del Río y Guadahortuna. En torno a un centenar de hectáreas son las están esta campaña en plena producción entre las 24 de la cooperativa hortofrutícola COBED de Bedmar, las 22 hectáreas de la propia conservera bedmareña de Congana, las 10 de los agricultores de Campillo del Río y otras que suman de agricultores de Jódar.

Los productores de espárrago esperan este año una buena campaña de producción si la climatología acompaña, ya que el ciclo vegetativo de las plantaciones ha sido el adecuado con suficientes lluvias y temperatura no excesivamente frías en estos meses previos al inicio de la recogida. Por otra parte, se confía también en que la campaña de exportación pueda acompañar en precio, pues no hay que olvidar que entre un 20 y un 30% de esta producción sale hacia el mercado exterior en manojos para su consumo en fresco.

La apuesta del Ayuntamiento por este sector agrícola se inicia hace tres décadas como una alternativa al monocultivo del olivar y un complemento de renta para los agricultores bedmareños en unas fechas en las que, una vez terminada la aceituna, el trabajo en el campo es mínimo. En esa apuesta municipal se encuadra también el apoyo la iniciativa de la cooperativa Cobed, puesta en marcha hace tres años por un grupo de agricultores que además del espárrago se extienden a otros cultivos.

La plantación de espárrago blanco en la provincia de Jaén, donde la extensión de este cultivo se ha reducido considerablemente en la última década, llegó a superar las 300 hectáreas en distintas zonas, aunque en la actualidad apenas llegan al centenar. No obstante, la principal referencia de este cultivo en tierras jienenses es la empresa Conservas García Narváez (Congana) de Bedmar, que comercializa con su propia marca y trabaja también para otras empresas del sector. Congana es una de las más de 200 empresas adheridas a Degusta Jaén, la estrategia promovida por la Diputación para apoyar al sector agroalimentario jienense.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *